DENOMINACIÓN DE ORIGEN

El concepto “denominación de origen” evoca en el consumidor entendido un plus de calidad sobre los productos que portan esta distinción en el sector agroalimentario. Esta es una idea fundamentada sobre los dos pilares básicos que distinguen a un producto con denominación de origen; el lugar en el que se elabora y el proceso seguido para su elaboración. En el caso del Vinagre de Jerez el lugar de elaboración corresponde al conocido como “Marco de Jerez” en el que deben estar situados tanto las viñas que producen la uva como las bodegas que la procesan. El Marco se encuentra en el triángulo formado por: Jerez de la Frontera, Sanlúcar de Barrameda y el Puerto de Santa María, y tiene un total de 10.500 hectáreas dedicadas a la producción de los viñedos. 

Imagen correspondiente a la zona del Marco de Jerez

 

Sin embargo no todos los vinos o vinagres elaborados en la zona poseen la denominación de origen ya que, como hemos mencionado anteriormente, es necesario también un proceso específico para obtener esta categoría en vinos o vinagres. Por tanto, los vinagres de Vinagrerías La Andaluza gozan de la calidad y garantía que otorga el título de denominación de origen no sólo por la fructífera tierra en la que cultivamos nuestros viñedos (300 días soleados al año, temperaturas que van desde los 4ºC a los 40ºC...) sino también por el método que seguimos rigurosamente de crianza y así ofrecer al consumidor la posibilidad de comprar el Vinagre de Jerez gourmet de la mejor calidad.